diario de una mamá fotógrafa

ESCAPADA CON NIÑOS A TOLEDO

Como mami de dos criaturas inquietas a las que les encanta «la vida movida» y que hagamos pequeñas escapadas en familia, me las veo y me las deseo para encontrar destinos de 2,3,4 días donde todos disfrutemos casi por igual. 

Por un lado la naturaleza, el lugar ideal para que los niños desfoguen, por otro lado querer inculcarles buenos hábitos: inquietudes culturales por conocer lugares de su país o del extranjero, disfrutar de la gastronomía, conocer otras culturas…

TOLEDO

Cuando son poquitos días yo siempre me decanto por un destino nacional y me vuelvo loca con mi marido buscando en internet planes con niños, pero esta vez hemos acertado de lleno porque Toledo es una ciudad muy agradable para ir con ellos y no puedo dejar de contaros y recomendaros un viaje como el que hemos tenido con nuestros amigos madrileños. 

¡Toma grupito!

Estuve en Toledo con 18 años y me encantó, la viví con otra edad y de otra manera, pero el ir con mis peques ha sido todo un aliciente. La oferta cultural es tremenda, se pueden hacer rutas nocturnas por la ciudad, paseos temáticos,  visitar museos de lo mas variopintos y con programas para los niños muchos de ellos o montar en el tren que rodea la ciudad. Os recomiendo que os descarguéis esta guía y juguéis en familia a responder estas preguntas mientras conocéis más sobre Toledo. ¡Al final te dan una recompensa y es muy divertido!

Llamadme siniestra pero «disfruté» (aunque quizás esta no es la palabra que mejor lo defina… ejem, ejem)  en el Museo de las Torturas donde se muestran réplicas y también originales de muchísimos instrumentos y artilugios de torturas medievales, porque mira que éramos bestias por aquellos años. Ya sé que esto no es muy para niños, pero teniendo en cuenta que se ve con distancia y como parte de la historia  ( una historia muy brutal, pero historia) tiene bastante interés y nos resultó muy curioso.

También nos encantó el Museo de las Catapultas, donde pudimos disfrutar de una visita a la mazmorras. Imposible no entonar al entrar esta canción.

De la mazmorra os puedo mostrar un video, pero fotos mejor no, que la cosa se «desmelenó»( con un entrecomillado gigante dedicado a nuestro amigo Jesús)  ¡Jajajajaja!

Nos hemos reído en general COMO NIÑOS. 

Nos encantó pasear por las murallas, rodear el Tajo y disfrutar de las espectaculares vistas pero esto es sólo una pequeña parte. En Toledo hay esquinitas tan bonitas que te dan ganas de cogerte una silla y plantarte allí a disfrutar del entorno ( oye y sin nos dan un limosnilla tampoco nos viene mal) 

La ciudad se pasea sin necesidad de coche, todo está cerca. Nosotros nos hospedamos en una casa típica toledana, con vistas a la Catedral y con mucho encanto. Aquí os dejo algunas fotos, tiene una terraza que en veranillo se tiene que estar muy gusto cuando los niños se van a la cama.

Si queréis pedir  precio  del hospedaje llamad a Miriam: 687 96 00 96 que es una chica encantadora y os atenderá genial. 

Toledo está lleno de bares con encanto para tomar las típicas carcamusas o unos callos que quitan «sentío»

Particularmente me encantan los parques temático y en breve Toledo tendrá esta maravilla como parte de la oferta turística de la ciudad. ¿No os parece la mar de molón? Puy du Fou España. ¡Tiene un pinta que promete! Hay que volver sí o sí. Excusa perfecta.

Fuimos abrigados como si nos dirigiéramos al Polo Norte pero la temperatura que nos ha hecho siendo enero ha sido de lo mas agradable porque el frío en esta zona de España te abrigas y se va. No sé si os pasa pero yo noto que en el sur cuando aprieta el frío da igual lo que ta abrigues que te cala los huesos.

Escapada con niños, sí, pero aproveché para darme un garbeo y me dieron ganas de entrar en todas las tiendas y descubrí una que me encantó y me compré esta preciosa falda que también se puede comprar on Line. Me encanta toda la colección. Gracias a Iván por incitarme a la compra y hacer que me venga arriba y me animará a comprarme la falda que yo hubiera catalogado «solo para cuerpazos»

Os enseño algunos detalles que me llamaron la atención y los recuerditos que les cogimos a los peques.


Toledo tiene unos parajes naturales alucinantes. A sólo 30 km podéis encontrar Barrancas de Castrejón y Calaña conocido como el Cañón del Colorado en Toledo, o La Puebla de Montalbán, o Torrijos, que aunque se nos ha quedado como asignatura pendiente porque nos hizo un pelín de lluvia, volveremos sin duda. Y seguro que me dejo mucho atrás.

Y para despedirnos pedazo de tirolina sobre el Tajo que se marcó nuestro amigo DUDU con 7 añazos y su papá que lo cierto es que iba un poco aterrado así que obviamos las fotos por su honor, jiji.

 Buen viaje  y buena compañía, la mejor mezcla. Lo merece y mucho, Toledo.

 

Sé el primero en comentar
Añadir un comentario...

Tu email nunca será publicado Campos requeridos *

suscríbete a mi newsletter

y gana automáticamente un bono de hasta 3 fotos digitales extras en tu próxima sesión

reservas, consultas y bonos regalos

La responsable de tus datos será Vanessa Esteban González, y serán enviados Mailchimp, quienes me aseguran cuidar tus datos personales, no cederlos a nadie, y respetar todos tus derechos, tienen sus servidores en Estados Unidos. Podrás darte de baja en cualquier momento y ejercer tus derechos de acceso, rectificación, oposición, portabilidad, olvido, cancelación ocualquier otro que poseas según se describe en la política de privacidad.